EL BOSQUE, MI BOSQUE, VUESTRO BOSQUE

El hombre no es un ovni venido de una lejana galaxia; 
el hombre es un poema tejido con la niebla del amanecer, 
con el color de las flores, 
con el canto de los pájaros, 
con el aullido del lobo 
o el rugido del león. 
El hombre se acabará 
cuando se acabe el equilibrio vital del planeta que lo soporta. 
El hombre debe amar y respetar la tierra
como ama y respeta a su propia madre...

Félix Rodríguez de la Fuente





Y el hombre una vez más ha vuelto a dañar a dañado aquello que hace que sigamos aquí, lo más sagrado, ha vuelto a destruir parte de ese pequeño gran legado que hemos heredado, parte de lo que anteriormente ya había destruido y que en ese empecinamientro continúe quemándolo una y otra vez. De poco sirve gastar palabras con aquellos que ni leen, ni escuchan, ni sienten, ni aman... seguramente no se molestarán en leer una sola palabra que hable de respeto, educación, convivencia y una vez más ha usado su corta inteligencia y ha prendido la mecha para provocar destrucción y muerte, afortunadamente no la de vidas humanas, pero cuantos animales han muerto en los incendios de estos días, cuantas familias han tenido que abandonar sus hogares perdiéndolo todo, cuanto sufrimiento, en los más de ciento cincuenta incendios que han asolado estos días los bosques y poblaciones de Asturias y nuestra vecina y querida Cantabria, tantos pueblos desalojados, muchsa carreteras cortadas y casualmente todos esos incendios producidos en un corto espacio de tiempo. Porque destruimos aquello que nos ama. Que legado le vamos a dejar a nuestros hijos. Y como dijo el gran Felix "estos crímenes son contra la VIDA, escrita la palabra entre mayúsculas y deben de requerir un tribunal especial, tribunal de pájaros muertos, tribunal de ciervos agonizantes, tribunal de flores quemadas antes de que puedan llegar a abrirse..."

Y a continuación os invito a escuchar las palabras que dijo Felix sobre los bosques, nuestros bosques, mis bosques, vuestros bosques...


"Fuimos hace dos mil años un bosque inmenso
vamos a ser alguna vez un desierto"

Felix Rodriguez de la Fuente

Anne Etchegoyen, Le Choeur Aizkoa - Pachamama

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Es lamentable, triste, penoso. Y más aún saber que es inevitable, porque mientras alguien quiera prender fuego al monte lo podrá hacer impunemente. Esa es la realidad.

Muchas gracias, Jorge González
maluferre ha dicho que…
Me emocionó tu entrada. Estoy bastante impresionada por lo que está pasando a nuestros bosques. No entiendo como la gente puede destruir algo tan maravilloso como es la naturaleza, que el hombre con toda su sabiduría nunca podrá igualar.
Besines amiguin
VENTANA DE FOTO ha dicho que…
No sabes el dolor que me produjo la noticia, tan sólo personas desqusiadas y faltas de sentimientos pueden hacer semejantes salvajadas.

Besos
CARLOS ha dicho que…
Jorge González, da que pensar, destruimos lo poco que nos queda y a este ritmo no se que va a quedar de la naturaleza. Un saludo Jorge y gracias.

Maluferre, encima ya ha costado una vida, algo pasa cuando se han provocado 150 incendios casi en el mismo espacio de tiempo... es atroz. Un besu Malu.

Ventana de foto, dolor, rabia, indignación... no se que hay que tener en la sangre para prender fuego a un bosque, pero seguramente no sangre, ni tampoco cerebro, encima ya ha costado una vida. Un beso.
Sara ha dicho que…
Impresionante esta entrada mi querido amigo, qué árboles, qué bosques...la gentuza que hace este mal no puede imaginarse ni por un momento el mal que está haciendo... gentuza total.
Mi abrazotedecisivo